¿Por qué voté el Referendo para la reelección de Uribe?

El pasado miércoles 19 de agosto, sobre las 9:45 de la noche, me permití invocar el recurso de la suficiente ilustración para que se votara en la plenaria del honorable Senado de la República el proyecto de ley que convoca a un referendo que le permite al doctor Álvaro Uribe Vélez aspirar a ser reelegido como Presidente de Colombia por segunda ocasión consecutiva en el año 2010.

La plenaria del Senado aprobó, con 56 votos a favor y 2 en contra, el proyecto de ley que permite que el actual Jefe del Estado pueda ser reelegido el próximo año. De esta manera al proyecto de Referendo solo le falta ser aprobado por la plenaria de la Cámara de Representantes esta semana para cumplir el trámite legislativo y pasar a estudio de la Corte Constitucional, corporación judicial que tiene la última palabra.

Ante ustedes, amables y estimados lectores de todos los lunes, debo decir que me siento profundamente satisfecho de haber votado favorablemente el proyecto de Referendo. Lo hice a conciencia, sin presiones de ninguna índole y sin recibir ningún tipo de prebendas. Voté a favor porque creo que Álvaro Uribe Vélez debe seguir gobernando a Colombia. Creo que él debe culminar la magnífica obra de gobierno que viene impulsando desde el año 2002.

Comparto lo que expresó al término del debate el pasado miércoles, el primer vicepresidente del Congreso, Efraín Torrado: "Se ratifica la decisión que anteriormente había tomado el Senado de la República. Pienso que la voluntad y el sentimiento han sido unánimes. Ahora, vamos a esperar cuál es el trámite en la Cámara de Representantes y en la Corte Constitucional y en unos días más esto quedará completamente desempantanado".

Para los colegas, entre otros opositores, Rodrigo Lara Restrepo, Gustavo Petro, Juan Manuel Galán y Juan Fernando Cristo, amigos entrañables todos, la reelección de Uribe es un imposible. Les respeto su opinión pero finalmente fueron derrotados por las mayorías del Congreso, en un debate limpio y legítimo.

Y la decisión que tomamos en la plenaria, que esperamos sea ratificada por la honorable Cámara de Representantes, es la que habla y es la que invoca al pueblo soberano para que ratifique con su proverbial sabiduría la reforma constitucional que mantendrá al hombre de la seguridad democrática en el ilustre Solio de Bolívar.

Con mi voto favorable se que estoy haciendo eco al sentir de mi electores y a otros millares de electores que quieren un nuevo cuatrienio constitucional para que el Presidente Uribe Vélez consolide la seguridad democrática, lleve a su máxima expresión la política anticíclica que ha evitado que nos derrumbemos al compas de la crisis financiera mundial y madure los planes de inversión social que se vienen ejecutando en todo el país para erradicar la pobreza y miseria absolutas.

Sigo acompañando al gobierno del Presidente y en particular a ese gran conductor que es Álvaro Uribe Vélez. Estoy listo para la campaña que me mantendrá en el Senado de la República y simultáneamente tengo todas las baterías encendidas para el debate electoral que sostendrá en el poder al estadista paisa. No será fácil. Habrá muchos detractores y se escucharán injurias y calumnias por doquier. Pero al final el pueblo tendrá la razón. Álvaro Uribe es quien debe seguir gobernando a Colombia. Los demás, hombres y mujeres importantes, merecen su oportunidad. Por lo pronto, deben seguir haciendo el curso.

Entradas populares