Solución eléctrica rápida pero sin prisas

Entendemos el profundo malestar que siempre se produce por los vaivenes y situaciones de caos en la prestación del servicio eléctrico en la Costa Caribe colombiana.

Para Electricaribe entendemos que no es fácil el manejo de un servicio en departamentos de alta salitrosidad, la presencia de vientos intempestivos y fuertes, así como las lluvias que no se esperan en determinadas épocas del año.

Es lo que ha pasado en las últimas semanas, en medio de acontecimientos que hemos rechazado y condenado por los perjuicios a los usuarios, pero ante los cuales no podemos reaccionar con violencia ni con la alteración del orden público como ocurrió en algunas zonas del Atlántico.

Lo de la empresa Electricaribe no puede resolverse con un ¡váyase de aquí! o la inmediata cancelación de una concesión entregada a muchos años. Si llegare a manejarse de ese modo, la catástrofe sería más grande si tenemos en cuenta que el mercado regional les fue ofrecido a las Empresas Públicas de Medellín y a la Empresa de Energía de Bogotá, sin que ninguna de las dos sintiera atraída por el negocio. A ninguna otra compañía puede mencionársele siquiera el tema.

¿Por qué este mercado no despierta interés? Dos son las razones. Primero el alto nivel de fraude en las zonas urbanas y segundo la alta cartera que manejan las entidades del Estado en departamentos, distritos y municipios de la Región, dos fenómenos que hay que combatir si queremos soluciones definitivas y son esas las que esperamos promover y coadyuvar desde el Congreso de la República más temprano que tarde. 

Entradas populares