Tiempo de reflexión


Transcurrido el jolgorio carnavalero en la ciudad de Barranquilla, llega ahora un tiempo para la reflexión y reconciliación espiritual. El miércoles de ceniza nos enruta en la Cuaresma que lleva a reencontrarnos en Cristo y sea cual fuere la iglesia que encarna nuestra devoción y fe, coloca ante nuestros ojos aquellos valores esenciales de la vida en sociedad y la construcción de un destino mejor.

Un tiempo para confirmar nuestro amor a los seres queridos, exaltar el compromiso con los amigos, trabajar por el progreso colectivo, honrar las buenas costumbres y el ejercicio de la moral y la ética en el transcurrir diario como símbolos de una práctica social que debe ir orientada a servir a los más necesitados y a rechazar con vehemencia y contudencia cualquier otra conducta que señala la degradación humana.

Un tiempo para regresar a la normalidad de las labores cotidianas y a la búsqueda de la inspiración que necesitamos todos dentro de ese objetivo de lograr niveles más altos de bienestar social.

Entradas populares